Balance de dos años de Gobierno: Una ciudad mejor

Balance de dos años de Gobierno: Una ciudad mejor

  |   Notas de Prensa   |   Sin comentarios

Logroño, 15 de junio de 2021

 

Llegado el ecuador de este mandato, el portavoz del Grupo Municipal del Partido Riojano, Rubén Antoñanzas, analiza lo hecho desde el Gobierno de Logroño y la situación en la que nos encontramos, partiendo de la premisa de que es un balance poco habitual, o al menos no como históricamente ha sido corriente en este Ayuntamiento.

Tres elementos marcan la diferencia:

 

-1. Analizamos un periodo muy condicionado por la pandemia, que necesariamente ha requerido de un esfuerzo extraordinario y de la reprogramación de los planes trazados en junio de 2019. Ello ha conllevado oportunidades nuevas, pero también un ejercicio de renuncia a determinados proyectos (o al ritmo de su consecución) en pro de resolver cuestiones sobrevenidas más importantes o al menos sin duda mucho más urgentes.

 

-2. Es un análisis de un Gobierno tripartito, de tres partidos con diferentes ideologías, sensibilidades y maneras de hacer política. Es lógico, por tanto, que no haya unanimidad en todo como la había en las legislaturas de gobiernos monocolores. Es más, si la hubiera denotaría que alguno de los partidos ha perdido sus principios, su esencia.

 

-3. En este Gobierno tripartito, uno de los vértices es el Partido Riojano, el único partido que toma decisiones exclusivamente pensando en los logroñeses y riojanos, no siguiendo criterios o instrucciones nacionales. En muchas ocasiones nuestro día a día está marcado por estrategias que han sido diseñadas pensando en Cataluña, en Andalucía o País Vasco que en nada deberían condicionar a nuestra ciudad pero sin duda lo hacen.

 

Partiendo de esta base, el Partido Riojano no puede limitarse a analizar la gestión llevada a cabo en su área de Gobierno, como sería lógico si éste fuera un Gobierno monocolor o fuese yo, en este caso, un concejal del Partido Socialista. Que no lo soy.

 

Es normal que en estos dos años haya tenido opinión e intervención en diversos asuntos, en lo que para mí es un ejercicio evidente de la responsabilidad que asumimos al acordar este Pacto de Gobierno. Los programas del Partido Riojano y del Partido Socialista, y por otra parte el de los partidos que se presentaron a las elecciones conformando Unidas Podemos, no son totalmente coincidentes; por lo tanto, tampoco existe una opinión unánime a la hora del desarrollo de la acción de Gobierno.

 

No obstante, salvando las distancias y con renuncias por parte de todos (permítanme en este momento hacer un inciso como referencia expresa a nuestra continua petición de apertura del CCR, que está llamando a ser punta de lanza de nuestro turismo y de la rehabilitación de nuestro Casco Antiguo). Pero, como decía, salvando las distancias y con algunos aplazamientos… creo que hemos sido capaces de alcanzar un consenso razonable en los grandes asuntos como en la aprobación de los presupuestos, la política fiscal o la política social. Esto ha ofrecido una importante estabilidad en tiempos difíciles.

 

Una cohesión real lograda desde el principio por la voluntad de todos y la necesidad de hacer frente a una situación inédita que nos puso a prueba a los pocos meses de formar Gobierno. En marzo de 2020, bajo el liderazgo de nuestro alcalde, concejales de los tres grupos de gobierno, y también en muchas ocasiones con la oposición, reorganizamos por completo el Ayuntamiento y dimos respuesta a retos de salud pública como nunca imaginamos. En momentos de adversidad demostramos un funcionamiento perfecto, con una gestión de la crisis que a todos debe hacernos sentir orgullosos, considero que estuvimos a la altura de lo que los ciudadanos piden de sus gobernantes.

 

Me siento orgulloso de que gracias a esta actitud el Ayuntamiento de Logroño cuente hoy, por ejemplo, con más dinero para llevar a cabo actuaciones de mejora de la calidad de vida de nuestros vecinos. Fuimos el único partido del Gobierno local que se opuso a ceder los remanentes de los logroñeses a Sánchez, que quería limitarnos tanto la cantidad como el destino.

 

El Partido Riojano nunca podrá aceptar que nos coarten el decidir dónde es más útil el dinero de los logroñeses; y por eso reclamé -y siempre reclamaré- poderlos utilizar libremente aquí. Hoy todos parecemos estar contentos, podemos invertir el total de los remanentes (que son fruto de nuestra buena gestión económica y de los ahorros de los logroñeses) en proyectos de nuestra ciudad. Pero lo cierto es que el PR es el único que los exigió desde el Gobierno.

 

Del mismo modo, hemos conseguido aprobar una moción en defensa de nuestro artículo 46 del Estatuto relativo al “efecto frontera”: Un derecho de vital reclamación para los logroñeses porque son nuestras empresas las que se ubican a escasos metros de otros territorios con mayores privilegios. Y también ha sido el PR el que ha liderado la defensa del castellano como lengua vehicular en el sistema educativo español.

 

Hemos asimismo logrado impulsar actuaciones de recuperación de nuestro patrimonio en las que el alcalde ya se ha detenido y no voy a repetir, pero sí incidiré en que muchas de ellas llevaron en su origen el sello del Partido Riojano y más de una década después han salido adelante con el apoyo de este partido.

 

En estos dos años creo que hemos dado muestras de esa capacidad de diálogo y de llegar a acuerdos en beneficio de los logroñeses, tanto con el Gobierno en el que participamos y en algunas ocasiones con la oposición. También considero haber dado muestra de ese empeño por la participación que desde mi origen en movimientos vecinales es la esencia de mi compromiso político. Y ello incluye la colaboración pero también la exigencia.

 

No vamos a cambiar el carácter reivindicativo de nuestra política porque así me comprometí en el seno de mi partido, con nuestros votantes y con el conjunto de la sociedad. Desde el primer momento dije que la defensa de los intereses de logroñeses y riojanos estaría por encima de cualquier otra consideración. Si pensaron que cambiaría reivindicación por sumisión al entrar en un Gobierno, por supuesto se equivocaron.

 

Por último, de manera rápida y completando un poco lo ya dicho por el alcalde, déjenme hacer una breve valoración como concejal de Deportes. En este sentido diré que mi intención era haber llegado a este ecuador de Mandato con el centro deportivo de La Estación más avanzado, que me hubiera gustado que el Gobierno regional hubiera decretado la esencialidad del Deporte o que los clubes deportivos de referencia hubieran sido considerados elementos fundamentales en el diseño de la política de Promoción de la Ciudad.

 

No obstante, a pesar de estas “espinitas” que ahí siguen clavadas aunque confío en poder ir curándolas en los próximos meses, creo que puedo estar satisfecho del trabajo desarrollado desde Logroño Deporte en estos dos años.

 

Hemos mantenido una programación variada y de calidad para toda la población, incluso en los momentos más adversos del confinamiento; apostado por el deporte de base, estando próximos a los clubes (con ayudas y poniendo a su disposición nuestras instalaciones cuando otros las han mantenido cerradas) y a las familias de clase media en situación de dificultad económica sobrevenida (con becas para garantizar la práctica deportiva de sus hijos e hijas). A pesar de la mala coyuntura hemos seguido mejorando nuestras instalaciones: construyendo la ansiada grada para el rugby en Pradoviejo; el Circuito de Corredores seguro; el Circuito de Agility; la polipista para deportes de playa; arreglando el Embarcadero; renovando el césped, los vestuarios, la seguridad y otros elementos del Estadio Municipal de Las Gaunas; incrementando la accesibilidad de Las Norias, de Lobete o La Ribera…

 

Un tripartito exige renuncia y lo hemos hecho por el interés de la ciudad y de la estabilidad institucional.

 

Posiblemente yo no hubiera subido el IBI si hubiera sido de mi exclusiva responsabilidad o puedo tener un concepto diferente del mantenimiento de los espacios verdes o de la utilización del espacio público, como seguramente mis compañeros cambiarían muchas de las decisiones que hemos tomado en Deportes y que sucintamente acabo de compartir con ustedes.

 

Pero en esta rueda de prensa se trata de ofrecer un análisis global y en ese sentido creo que podemos hacer un balance razonable de la acción de Gobierno. Considero que hemos mostrado solidez a la hora de abordar los difíciles retos que la pandemia nos ha planteado y que al margen de discrepancias estamos sacando adelante proyectos beneficiosos para los logroñeses, contribuyendo a hacer de Logroño una ciudad mejor.

Sin comentarios

Publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.